• EquilibrioDigital

José Mujica sobre AMLO: Es un Obstinado y Está Tan Lejos de Dios y Tan Cerca del Señor Trum



El ex presidente uruguayo José “Pepe” Mujica es, desde hace ya varios años, una figura muy respetada no sólo en América Latina, sino en el mundo entero. Sus reflexiones, pequeños tratados socio-políticos, son escuchados con atención por su franqueza y sencillez para intentar explicar los problemas más difíciles.


Mujica goza pues de una credibilidad muy alta, sobre todo para un político sudamericano que presidió su país y ahora, después de años en el retiro, volvió como senador a finales de 2019. En esta ocasión, el oráculo uruguayo habló del presidente de México, Andrés Manuel López, y también del combate contra la pandemia de COVID-19 que sigue afectando a prácticamente el mundo entero.


Cuestionado sobre qué consejo podía darle el uruguayo al mandatario mexicano, durante una entrevista con el periodista Sergio Sarmiento en El Heraldo Radio, Mujica aseguró que López Obrador “tiene que confiar en su pueblo”. “Sale con su pueblo o no sale, con todos los problemas, porque no hay pueblo perfecto, pero la fuerza está abajo”, agregó.


Cuando se le preguntó sobre su impresión del presidente mexicano, Mujica advirtió que sólo había hablado con el tabasqueño “un par de veces nada más”. “No lo puedo juzgar a la distancia, sé que es un hombre muy obstinado en lo que piensa y sé que quiere mucho a su pueblo”, remarcó.


Mujica se refirió a Porfirio Díaz, un dictador mexicano de finales del Siglo XIX y principios del Siglo XX a quien se le atribuye la frase: “Pobre México, tan lejos de dios y tan cerca de Estados Unidos”.


A pesar de que no tienen una relación cercana, Mujica fue invitado especial de López Obrador el año pasado para ser uno de sus acompañantes cuando rindió su primer informe de gobierno a finales de 2019. Durante aquel viaje, el ex mandatario uruguayo también participó en una ceremonia en una universidad privada.


En la entrevista, Mujica no volvió a referirse a López Obrador, pero sí dio su opinión sobre la pandemia de coronavirus. “Uno de los problemas más serios que tenemos es que cada cual se recluyó en su estado y no nos dimos cuenta que ese coronavirus es global, más global que todos los demás”, indicó.


“Desperdiciamos la experiencia de quienes entraron a pelear primero y cada cual se puso a ejercitar su propia creatividad, creo que estamos pagando un costo excesivo porque nos demoramos a veces en tomar decisiones que tenían que haber sido instantáneas”, agregó.


Mujica además señaló que ahora las respuestas para una salida las tendrá que dar la ciencia y explicó las razones detrás del éxito de Uruguay, “con una población pequeña, como un barrio de Ciudad de México”, en su estrategia contra el COVID-19.


Y es que el país sudamericano tiene una de las cifras más bajas de contagios y muertes por coronavirus en Latinoamérica, aún cuando la región pasó a ser el nuevo epicentro de la enfermedad. “Primero, porque ayuda ser un país pequeño; segundo, hay una tradición de bienes públicos y un servicio de salud desarrollado; tercero, el Poder Ejecutivo no durmió la siesta”, señaló, en referencia a Luis Lacalle Pou.


“Recomendó medidas de inmediato, hubo una cuarentena voluntaria que se cumplió bastante bien los primeros 30 o 45 días. Ahora nuestro problema está en la frontera”, precisó, en referencia a Brasil, uno de los peores escenarios en el mundo en cuando a contagios y muertes por COVID-19.


Apenas este viernes, el país más grande de Sudamérica contabilizó 1,055 nuevas muertes por coronavirus, por lo que el balance acumulado hasta la fecha es de 56,109. Además, se confirmaron 46,907 nuevos casos de contagios, para llegar a un total de 1.280.054 infectados, justo cuatro meses después de haberse confirmado el primer paciente diagnosticado con coronavirus SARS-CoV-2 en Brasil.


“Tenemos que cuidarnos mucho, porque hay ciudades que están pegadas a ciudades de ellos y hemos tenido algunos traspiés”, dijo. Además pidió no festejar antes de tiempo. La realidad acompañó sus dichos. Cuando Uruguay estaba en lo que parecía ser la recta final para declararse libre de coronavirus, la cantidad de casos activos se triplicó en los últimos días, en especial por un rebrote que dejó en aislamiento a más de 200 personas, entre ellas 90 trabajadores de la salud.


“Al Uruguay la enfermedad llegó por avión y llegó de Europa, a tal punto que las primeras contaminaciones fueron esencialmente en barrios acomodados de gente acostumbrada a viajar, hemos tenido suerte que no cayó en los sectores más humildes, pero no es para cantar victoria, el enemigo está al acecho”, advirtió.


Sobre una posible solución económica, Mujica indicó que “es muy complicado”. “El mundo está inundando con crédito, con dólares y euros, y es evidente que están acudiendo para sacudir su economía a estos recursos monetarios y aquello de la disciplina fiscal queda en la antología (sic)”, explicó.


En América Latina, sin embargo, las cosas son diferentes. “El estado no puede responder a los problemas solo. Hay que pedirle a la gente que tiene mejores ingresos alguna colaboración para mitigar la desgracia de la gente que quedó en el costado del camino”, puntualizó.

4 vistas0 comentarios